Las tres N de Now, Next y Never son las que articulan la profesión del interiorista, una profesión en la que, como en la vida, nunca hay que perder el entusiasmo y nunca hay que perder la curiosidad. Al hilo de la apasionante historia de  Eadweard Muybridge, Teresa Sapey nos habló de la profesión y de muchos de sus proyectos, con una creatividad desbordante, ironía y mucha inteligencia.

  

Eadweard Muybridge pasó a la historia porque logró probar, gracias a su experimento fotográfico en 1878, que el caballo tiene las cuatro patas en el aire cuando está galopando, sentando las bases de lo que acabaría siendo el cinematógrafo. Con una vida llena de cambios y penalidades, supo superarlas y su trabajo ha sido determinante en el futuro. Teresa Sapey transmitió un mensaje de optimismo para la profesión, cuya creatividad será más necesaria que nunca en estos tiempos, en los que no hay que perder el entusiasmo, ni la curiosidad.

En la Contract Essential People del pasado 21 de octubre, contamos con la compañía de Teresa Sapey, que nos ofreció una charla muy divertida e ilustrativa sobre la razón de ser de las soluciones que se adoptan en interiorismo, en función del momento y las circunstancias de cada proyecto, con el color siempre como protagonista.

Empezando por una vivienda en Londres, lugar al que Muybridge viajó para curarse de un accidente, Teresa nos enseñó un interiorismo que recrea el estilo victoriano, diseñado hasta el más mínimo detalle, en el que destaca el uso de diferentes matices del blanco. Al igual que los esquimales, que tienen 63 palabras diferentes para definir los diferentes tonos de blanco de la nieve, podemos percibir estos pequeños matices entre los blancos al pasar de una estancia a otra de la casa.

Muy diferente es el diseño para la última planta del hotel Intercontinental, en la que se dibujó un jardín bidimensional en las paredes, con especial atención hasta el último detalle como por ejemplo son los cojines, piezas de microarquitectura dignas de ser también diseñadas. En otro patio interior diseñado para Petit Palace, Teresa creó un espacio que era una escenografía de teatro, con una enorme chimenea y un jardín, fundiendo interior y exterior a través de la apertura de puertas correderas en el comedor.

Otras muestras de la profusión creativa de Teresa son un proyecto que recreaba un chiringuito de playa en Madrid, el proyecto del hotel más pequeño del mundo en el que todo es móvil y extraíble, o el comedor de la Universidad Camilo José Cela inspirado en sus frases y personajes.

Y la vida avanza, y hay que seguir reinventándose, como Muybridge, quien después de un grave accidente, cambió su nombre y profesión para descubrir la fotografía. Y así reinventó también Teresa Sapey el antiguo almacén de especias de Rotterdam, el único que no fue bombardeado en la II Guerra Mundial, en un Room Mate. Manteniendo el alma industrial e incluyendo referencias a las especias en el uso del color anaranjado del azafrán, y en las constelaciones que nos remiten a las rutas de navegación, destaca en este hotel un patio interior que es un jardín helado azul, tan artificial que apasiona a la gente.

De especial impacto visual es el Nhow de la cadena NH en Marsella, una jungla de pilares transformados en gotas de agua que caen en la moqueta, y en nadadores suspendidos en el aire, creando un espacio divertido y sexy. Otro de los espacios que se solucionaron fantásticamente, muy instagrameado todavía, fue el largo pasillo entre los ascensores y el restaurante, en el que se revistieron los pilares formando arcos de colores creando la sensación de estar dentro de un caleidoscopio.

 ROOM MATE BRUNO HOTEL ROTTERDAM COMMON AREA

Acabamos el recorrido con el Vip Lounge de Arco, realizado con mobiliario totalmente made in Spain, La idea central era que la gente fuera vista,  fuera parte de la obra de arte. Es un cuadro con mucho color que va cambiando a 360º según en qué punto se está. En el bar destacan los violetas y se ha introducido el movimiento con las lámparas; y verdes y amarillos en el restaurante.

En la mesa de debate posterior, contamos con la presencia de tres de nuestros asociados, Marc Barreno de Barinsa-BariperfilGuillem López de FinsaAbel de Mingo de Simon, con los que continuamos el debate sobre funcionalidad y diseño.