trendsTALK: Cocina

¿Cómo será la cocina del futuro? En esta sesión descubriremos cuáles son los insights que marcarán la evolución de este espacio, y que están vinculados a cuestiones relacionadas con cómo cocinamos, cómo comemos o cómo nos relacionamos.


La cocina es uno de los ámbitos del hogar que más se ha transformado y más ha evolucionado a lo largo de los años. En 2020, las renovaciones han aumentado en un 40% respecto al año anterior, cosa que revela que todos hemos vuelto la mirada hacia la cocina, y nos hemos replanteando nuestra relación con este espacio.

Nuestra experta Pepa Casado nos presentó en esta sesión 4 tendencias, que tienen que ver con cuestiones que modificarán este espacio de la casa en los próximos años: la practicidad, la sostenibilidad, la emocionalidad y la tecnología.

La primera de ellas, Easy & Simple, muestra una relación más práctica con la cocina: simplicidad, sencillez, y facilidad de limpieza. La cocina se convierte, más que nunca, en un espacio multifuncional, un elemento mucho más integrado en el espacio de la vivienda. Su presencia va a dejar ser destacada en el conjunto del hogar, incluso puede dejar de tener un espacio propio, camuflándose en el entorno y convirtiéndose en un mueble con una estética más orientada a la del salón, e integrada con él. Se utilizarán nuevos sistemas constructivos para hacerla mucho más flexible y evolutiva en el tiempo; y a nivel de colores y acabados, veremos también la aplicación de una paleta de color alegre, y el uso de madera contrachapada. 

Circular Food System, es la segunda tendencia identificada, y nos habla de cómo la cocina debe favorecer y cubrir la necesidad de la reutilización o la reducción de los residuos alimenticios. Estas nuevas necesidades están adquiriendo importancia, y hacen necesaria la integración en las cocinas de sistemas de procesamiento o de conservación de alimentos por ejemplo. La cocina evoluciona hacia convertirse en un espacio de cero impacto, en la que no se desecha nada y en la que incluso los propios muebles deben ser biodegradables, así como todos los productos utilizados. 

La tercera tendencia es más emocional y nostálgica. Kitchen at heart, nos habla de la recuperación de la cocina como el centro del hogar. Relacionada directamente con la tendencia gastronómica de la vuelta a la tradición y una visión más artesana, recupera técnicas de cocina como los hornos de leña, generando nuevas formas de cocinar más pausadas, y usando materiales más tradicionales. La cocina es un vínculo entre las personas y genera relaciones, y por esta razón se convertirá también en una parte fundamental del diseño de las oficinas, como elemento fundamental para generar relaciones informales dentro del trabajo.

Super Efficient Lifestyle, es la cuarta tendencia, mucho más orientada a la tecnología, aunque de forma oculta. Relacionada con el movimiento que utiliza la comida como elemento para mejorar el organismo a través de la dieta, hace necesaria la transformación del espacio de la cocina, introduciendo por ejemplo formas de cultivo dentro del hogar. En cuanto a los acabados, se busca una visión más calmada, con tonos cremas o beige, en la línea de un minimalismo soft en el que el toque personal se aporta únicamente a través de los utensilios o electrodomésticos.

Al finalizar la presentación, tuvo lugar una mesa de debate con la participación de dos de nuestras marcas asociadas, Sergi López del Grupo Titan y Xavier Pérez de Zania Design.

 

Recursos disponibles en el trendsCLUB